ELECCIONES CON NUEVO MATIZ

nicaragua-elecciones


El proceso electoral en Nicaragua adquiere hoy un nuevo matiz, luego que el presidente Daniel Ortega formalizara su candidatura para las elecciones generales de noviembre próximo, acompañado por Rosario Murillo como su fórmula presidencial… Y es que el primer mandatario y ahora candidato por el Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) dejó claro que si bien hay que hacer labor electoral, esta debe ser sin menoscabo del servicio al pueblo… En ese sentido Ortega se comprometió a no descuidar a los trabajadores, a las familias y con la seguridad de que su gobierno continuará trabajando hasta erradicar la pobreza y el hambre en el país… Por otra parte, afirmó que en estas elecciones, en las cuales se elegirán, además, diputados a la Asamblea Nacional, departamentales y al Parlamento Centroamericano (Parlacen), su compromiso como jefe de Estado es garantizar paz y estabilidad en la nación.

… ELECCIONES TERMINEN DE LA MEJOR MANERA…

Parte de ello, puntualizó, es que este proceso electoral camine de la mejor manera posible, aunque -acotó- siempre exista la posibilidad de perfeccionarlo… En sus palabras tras formalizar la inscripción ante el Consejo Supremo Electoral (CSE) y frente a multitud de jóvenes que fueron a respaldar su candidatura y la de Rosario Murillo, Ortega sostuvo que en el quehacer de una Revolución están los compromisos sociales con los pobres y oprimidos… Esto, dijo, significa garantizar derechos como la tierra para los campesinos, a una vivienda digna para las familias, la salud y la educación… No obstante, afirmó que quien construye y forja ese proceso es el pueblo, el cual está a su vez compuesto por hombres y mujeres… Sobre las féminas, Ortega enunció que se logró avanzar en ese propósito a partir de la Ley del 50-50, la cual establece la equidad de género en las instituciones gubernamentales.

… ASÍ SE DIJO…

“Eran condiciones donde lo que está claro es que se mueven posiciones, de acuerdo lógicamente a la identificación política de algunos grupos, de algunos sectores; pero a final de cuentas lo que determina es el voto de la población, y la decisión que toma el Tribunal.  Eso es lo que determina. Yo les quiero decir que, sabemos que tienen sobre ustedes (CSE) una enorme responsabilidad; sabemos que tienen que estar ahí lidiando con poderes, internos y ex-ternos, que solamente se satisfacen cuando resulta ganador la fuerza política que ellos respaldan… entonces el Consejo Electoral es muy bueno. O cuando pierde el Frente Sandinista, entonces el Consejo Supremo Electoral es muy bueno. En el 90, magnífico el Consejo Supremo Electoral, ¿por qué? Porque dio un resultado que no fue favorable al Frente Sandinista”. Presidente Daniel Ortega.