NICARAGUA EL MÁS SEGURO DE CENTROAMÉRICA


Así lo acaba de asegurar el más reciente informe de Insight Crime, sobre los índices de criminalidad y violencia en América Latina, en el que llama la atención que Costa Rica ya no es una nación pacífica y se encuentra asediada por el narcotráfico… Insight Crimen, es una fundación dedicada al estudio de la principal amenaza a la seguridad nacional y ciudadana en Latinoamérica y el Caribe, como es el crimen organizado… El Salvador encabeza la lista en la región con 60 muertos por cada 100 mil habitantes. Solo el 2017 ocurrieron en ese país 3,947 homicidios. Sus habitantes perciben que la violencia no cede, tienen temor de salir a la calle y quisieran irse del país… Le sigue Jamaica, con 55.7 homicidios por cada 100 mil habitantes, en tanto Honduras bajó a 42.8, con 3,791 fallecidos por la violencia… Brasil reflejó 29.7 por cada 100 mil personas, pero con la pasmosa cifra de 61,283 brasileños que perdieron la vida por la violencia y la criminalidad… El año pasado murieron 4,409 personas en Guatemala; 10,617 en Colombia; 26,616 en Venezuela; 23,601 en México; 2,435 en Perú; 671 en Puerto Rico y 1,198 en República Dominicana… Costa Rica rompió la barrera y marcó 12.1 homicidios por cada 100 mil habitantes, es decir, murieron 603 personas… “En medio de señales de expansión de la participación del país en el tráfico transnacional de estupefacientes, las autoridades se han apresurado a culpar al crimen organizado por el aumento en la violencia. Un estimado de 25 por ciento de los homicidios de 2017 (en Costa Rica) estaba asociados al tráfico de drogas, según las autoridades, y otra mitad se atribuyó a ajustes de cuentas”, señala Insight Crime… En Panamá hubo 383 asesinatos con una tasa de 10.2 por cada 100 mil habitantes… En Paraguay fallecieron 669 personas; 246 en Uruguay; 2,605 en Argentina; 957 en Ecuador; 550 en Chile… Nicaragua presenta una tasa de 7 homicidios por cada 100 mil habitantes… “Nuevamente las autoridades nicaragüenses se atribuyeron el crédito de tener la tasa de homicidios más baja de Centroamérica. El país tuvo únicamente 431 homicidios en 2017, lo que arroja una tasa estimada de 7 por 100.000”, destaca Insight Crime, observando que “las autoridades han afirmado que el éxito en sus esfuerzos por suprimir el crimen organizado permitieron mantener bajos los niveles de violencia”… Sin embargo, observa que “hay evidencia de que algunos poderosos grupos criminales operan en Nicaragua, aunque generan menos violencia que en los países vecinos”.

… COSTA RICA SE BLINDA…

La fuerza pública de Costa Rica adquirió vehículos blindados para combatir la inseguridad creciente en ese país… Se trata de vehículos blindados de doble tracción, equipados en Estados Unidos con tecnología de punta, cámaras infrarrojas y vidrios blindados, reportaron medios de prensa costarricense.

… PAÍS BIEN CALIFICADO POR SEMCA…

De acuerdo con el Riesgo País de la Secretaría del Consejo Monetario Centroamericano (SEMCA), durante el tercer trimestre de 2017, las agencias calificadoras mantuvieron las clasificaciones para la República de Nicaragua, continuando con la calificación, factores positivos, de riesgo y retos del país, de acuerdo con las últimas revisiones realizadas en 2016 y 2017.

… FACTORES POSITIVOS…

SEMCA ve como factores positivos el crecimiento económico sostenido que acorta la brecha de ingreso per cápita de Nicaragua con respecto a países con calificaciones similares; tendencia a la reducción de vulnerabilidades externas; mejora sostenida de las debilidades estructurales, incluyendo indicadores de gobernabilidad e indicadores sociales y matriz energética diversificada.

… FACTORES DE RIESGO…

Entre los factores de riesgo observa el debilitamiento del balance externo o la liquidez externa; resurgimiento de desequilibrios fiscales; bajos niveles de ingreso per cápita; rigidez de la política monetaria… Como retos insiste en reducir vulnerabilidades externas. Mejorar indicadores de gobernanza; continuar reduciendo la dependencia de las importaciones de petróleo mediante la modificación de la matriz energética; mantener un fuerte crecimiento económico y superar las debilidades estructurales de la economía.