¿POR QUÉ LA OPOSICIÓN SE EQUIVOCÓ?

El analista norteamericano, Charles Redvers, sostiene en El Internacionalista 360, que “al alinearse con el ala derecha del partido republicano de Estados Unidos a través de sus bien publicitados viajes a Washington y Miami, y su aceptación de las finanzas del gobierno estadounidense, la oposición apunta a un cambio de dirección política para Nicaragua que sería anatema para la mayoría de los sandinistas e incluso a muchos de sus propios seguidores”… “Al tener que hablar públicamente en el diálogo, la oposición también ha expuesto otras debilidades. Si bien está unida en querer que Ortega se vaya, está dividido en tácticas y aún más fundamentalmente en su política”, sostiene y observa que “independientemente de lo que uno piense del gobierno de (Daniel) Ortega, se puede ver que ha llevado al país en una dirección determinada y ha acumulado muchos logros sociales durante sus once años en el poder”.

… NO OFRECEN NADA… 

Charles Redvers asegura que la oposición nicaragüense “no ofrece una alternativa clara” a la reforma del INSS… “Aquí hay una paradoja, porque una táctica que fracasó en Nicaragua puede servir a la causa de la oposición internacionalmente y dañar tanto a Nicaragua como al gobierno de Ortega de una manera diferente. Mientras que para la administración Trump, Nicaragua no es una prioridad, existe un resentimiento de larga data sobre el éxito de los gobiernos sandinistas dentro del establishment de los Estados Unidos, despertada por las recientes protestas”, afirma… Sostiene que “si bien la OEA puede tomar algunas medidas concretas por sí misma, está contribuyendo a una imagen de Nicaragua entre los legisladores estadounidenses que puede permitir la imposición de sanciones que podrían ser muy perjudiciales para su economía y, por lo tanto, para su gente”… “Como resultado de todos los errores de la oposición y de la acción concertada del gobierno para recuperar el control, la situación real de Nicaragua ha cambiado notablemente en las pocas semanas desde mediados de julio”, subraya.

… AL OÍDO…

 “En la práctica, la violencia se ha detenido casi por completo, las ciudades nicaragüenses están libres de barricadas y la vida normal se reanuda. El sentimiento que prevalece es de alivio, y los comentaristas mejor informados han comenzado a concluir que el intento de golpe fracasó. Por supuesto, existen enormes desafíos y enormes peligros potenciales para un gobierno que ahora tiene que reparar la infraestructura del país con ingresos fiscales reducidos, escasa inversión internacional y turismo casi nulo, así como enfrentando abierta hostilidad de sus vecinos y posibles sanciones económicas por parte del gobierno de Estados Unidos. Pero en términos de la fortaleza de su apoyo central entre el pueblo nicaragüense, el gobierno de Daniel Ortega puede ser incluso más fuerte de lo que era antes de que comenzara la crisis”. Charles Redvers, Internacionalista 360.