REFORMA PRESUPUESTARIA BAJO LA LUPA

“La recaudación de impuestos cae en un monto mayor que el del gasto total, se disminuye más el gasto de inversión que el gasto corriente en aras de proteger el empleo público, y también disminuyen las donaciones y los desembolsos de préstamos externos destinados al presupuesto nacional”, comenta el economista Néstor Avendaño, Presidente de COPADES, observando que “esto condujo a un aumento del déficit fiscal que será financiado, por un lado, con una mayor emisión de deuda pública interna y, por otro lado, con los recursos del Gobierno Central depositados en el BCN”… Recordó que “en la década de los ochenta del siglo pasado, la variable de cierre del modelo económico era la emisión de dinero, lo cual nos llevó a la cuarta hiperinflación del mundo en el Siglo XX. Desde 1994, la nueva variable de cierre fue la de las reservas internacionales, lo cual ha propiciado la estabilidad del tipo de cambio y del índice de precios al consumidor”.

… LAS NUEVAS VARIABLES… 

“Hoy, en agosto de 2018, surge la hipótesis de que la deuda pública interna se convertirá en la nueva variable de cierre del modelo económico, lo cual conllevaría el riesgo de que el país pueda caer en un severo endeudamiento público, externo e interno, en términos de producción”, dice Avendaño, sostieniendo que “en la semana pasada, la Asamblea Nacional aprobó la ley que autoriza al MHCP la emisión de Bonos de Estabilización Financiera, que en caso de que sea efectiva aumentará la deuda pública interna. Ojalá que se logre mantener la sostenibilidad fiscal y la sostenibilidad de la deuda pública”.