LA TAREA HOY ES PAZ Y AMOR

Daniel Ortega y Rosario Murillo.

La Vicepresidenta de la República, Rosario Murillo dijo este martes al recordar a los héroes sandinistas Ricardo Morales Avilés; Edgar Munguía; Oscar Turcios; Juan José Quezada y Jonathan González, asesinados por la Guardia Nacional hace 45 años, que su ejemplo es la inspiración para las tareas de hoy… Aseguró que la recomendación de Morales Avilés, de que por mínimas que sean las cosas por hacer y por pequeñas que sean, las hagamos con amor, como si fueran grandes, debe ser la practica constante de hoy día… “Trabajar con amor, con empeño, con la esperanza, con la conciencia crecida todos los días. Trabajar haciendo todos lo que tenemos que hacer, lo pequeño y lo grande, porque no hay nada pequeño realmente. Lo pequeño va sumando y va sumando y se convierte en grandes éxitos, grandes victorias, alcanzamos desde lo pequeño también, grandes resultados”, manifestó.

… AVANZAMOS EN VIDA Y LUZ…

La Vicepresidenta Rosario Murillo sostuvo que nuestro país “avanza en vida luz y verdad, que avanza porque tiene hijos e hijas que la aman”… “Que avanza porque todos queremos ir adelante con la fuerza de la fe, con la fuerza de la esperanza, con la fuerza de la confianza. Como cristianos, como familia devota, cristiana, como pueblo de devoción, de fe, pueblo de Dios, pueblo de esperanza, pueblo consagrado a Dios, a Jesucristo”, recalcó… Aseguró que “Nicaragua es cristiana, socialista y solidaria. Estamos consagrados a Cristo Jesús. Y como cristianos queremos vivir viéndonos los unos a los otros como hermanos. En amor a Cristo Jesús y en amor entre nosotros”… “La misericordia es una fuerza, no solo un sentimiento, el bien común es resultado de esa fuerza. De misericordia, de solidaridad, de pensar en el prójimo todo el tiempo, no solo en nosotros mismos”, expresó.

… ASÍ SE DIJO… 

“Así queremos vivir, y así, Dios mediante Cristo que todo lo puede y nosotros que todo lo podemos porque Cristo nos fortalece, así Dios mediante será. Además sabemos que merecemos lo mejor, como pueblo de Dios. Merecemos el progreso, merecemos la prosperidad, merecemos la alegría, esas son las bendiciones que Dios derrama sobre nosotros y con esa alegría que es una gran victoria, con esa capacidad de lucha de todos los días, lucha cotidiana, reemprender para prosperar, con esa capacidad de lucha sabemos que vamos en victoria de la mano de Dios”. Rosario Murillo, Vicepresidenta de Nicaragua.